Comida sana

Frutas deshidratadas: propiedades y beneficios

By  | 

La fruta deshidratada es un grupo de alimentos que se obtiene mediante el secado natural de frutas frescas, enteras y maduras. Las frutas secas más comúnmente usadas y libres son los albaricoques, los plátanos, las ciruelas y las pasas.

Con el tiempo, este conjunto se ha enriquecido con la inclusión de especímenes exóticos como la piña, el mango, la papaya, el coco y, recientemente, también la raíz de jengibre. Sin embargo, este conjunto de comestibles de empleo común asimismo incluye nueces, almendras, piñones, avellanas, pistachos y cacahuetes que, no obstante, desde determinado punto de vista botánico son las semillas de sus respectivas plantas.

Para distinguir los 2 conjuntos, en consecuencia, preferimos charlar de “frutos secos” en referencia a higos, albaricoques y dátiles, por poner un ejemplo, y de “frutos secos” en referencia a almendras, nueces y afines.

Por norma general, en el consumo de frutos secos aporta beneficios para la salud, aun si el uso en la dieta diaria o semanal ha de ser “sustitutivo”: la ingesta calorífica es normalmente constante, con lo que todos y cada uno de los frutos secos deben consumirse como una opción alternativa a otro comestible o, nuevamente, después de reducir apropiadamente la porción de uno o bien más platos de la comida.

Veamos cuáles son las peculiaridades de los frutos secos y las ventajas que se derivan de su consumo.
Fruta seca

Fruta seca lograda por desecación de fruta fresca: propiedades

La fruta seca tiene reconocidas cualidades beneficiosas para nuestro organismo. Los higos, manzanas, albaricoques, ciruelas y pasas son una buena fuente de fibra dietética soluble, un nutriente esencial para mantener el bienestar de nuestros intestinos.

El potasio y los compuestos polifenólicos asimismo son geniales y tienen un efecto positivo en la protección de nuestras células contra el daño de los radicales libres. Las ciruelas pasas secas son los únicos frutos secos enteros que han conseguido la aprobación de una declaración de propiedades saludables en la Unión Europea: 100 g al día, de hecho, contribuyen al mantenimiento de las funciones intestinales normales.

Además, aportan una buena cantidad de potasio, fenoles y vitamina liposoluble de tipo K, que inhiben la reabsorción de calcio de los huesos y fomentan el proceso de formación ósea. A fin de que estos beneficios sean suficientes, 3-4 ciruelas pasas al día: es eficiente consumirlas a lo largo del desayuno por la mañana, o como piscolabis para una merienda por la tarde o bien, nuevamente, a media mañana. Este fruto seco asimismo se puede producir en casa, de forma natural, con el empleo de un secador. Estos frutos secos – que, como ya se ha dicho, son desde el punto de vista botánico las semillas de la planta – son muy conocidos por sus cualidades beneficiosas.

Normalmente, las almendras, las nueces, los pistachos, las avellanas y los piñones contribuyen, en las proporciones adecuadas, al bienestar y la salud, en especial para el corazón.

De acuerdo a estudios científicos, cantidades mínimas al día son suficientes para conseguir los beneficios: 1 g al día conforme a los datos de las Encuestas Nacionales de Examen de Salud y Alimentación y 2 g conforme a los estudiosos de la Universidad de Toronto.

Almendras, avellanas, nueces, piñones, pistachos, etc. aportan una buena cantidad de vitamina liposoluble E, que combate el envejecimiento celular y la acción de los radicales libres. También asisten a reducir el nivel de colesterol “malo” y son una buena fuente de hierro y magnesio.

>> Consulta los beneficios de las nueces de macadamia

1 Comment

  1. Pingback: Beneficios de las Cerezas: Pérdida de peso, curación de la gota y menos inflamación - Comer Sano

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *